Raging Fire (2021), de Benny Chan

Raging Fire (2021), de Benny Chan

Benny Chan, uno de los grandes directores de acción de Hong Kong, nos dejó en agosto de 2020, cogiendo por sorpresa, y entristeciendo, al mundo del cine. En el recuerdo tendremos siempre ‘New Police Story’, ‘A Moment to Romance‘ ‘Who Am I?’ ‘Shaolin’, ‘Invisible Target’, y la increíble ‘The White Storm’. Este extraordinario director rodó hasta el último momento ‘Raging Fire’, un estupendo thriller de acción que se ha convertido en su último legado.

Raging Fire: Fuego cruzado en las calles de Hong Kong

«Cheung Sung-Bong (Donnie Yen) es un policía honrado que es admirado por todo el cuerpo por haber resuelto muchos casos. Un día, su pasado regresa para atormentarle; en plena operación es atacado por un misterioso grupo de criminales liderado por Ngo (Nicholas Tse), que fue su discípulo.»

Donnie Yen en Raging Fire (2021)
El oficial Cheung (Donnie Yen) y toda la policía se enfrentará a un peligroso criminal.

El extraordinario director y guionista Benny Chan nos deja con ‘Raging Fire’, un thriller lleno de acción con una trama que quizá hemos visto más de una vez, pero con una tensión y ritmo que sólo hace que aumentar. Esto, sumado a unas secuencias de acción trepidantes y bien ejecutadas, consigue su obejtivo, que disfrutemos y flipemos de una gran película de acción de Hong Kong de corte clásico.

La trama sigue a Cheung (Donnie Yen) un policía incorruptible que se enfrenta a un brutal grupo de delincuentes que siempre consigue adelantarse a la policía, y que no duda en matar. Al matar a gran parte de los compañero de Cheung, se acabará convirtiendo en un asunto personal para él. El líder de esta banda es Ngo (Nicholas Tse), alguien sin piedad, muy profesional y peligroso, al que le mueve la venganza. Pronto descubriremos que Ngo era policía y discípulo de Cheung, y que acabó en la cárcel con todo su grupo.

Nicholas Tse and Donnie Yen
Cheung (Donnie Yen) y Ngo (Nicholas Tse) ya se conocían de antes. ¿A quién beneficiará que se conozcan tan bien?

Todo girará entorno al enfrentamiento entre Cheung y Ngo. Sin duda Benny Chan se inspiró en parte en Heat’, de Michael Mann, y lo veremos tanto en la escena del cementerio, el primer cara a cara entre ambos protagonistas, y el tramo final en las calles de Hong Kong.

Raging Fire’ tiene un ritmo que va en aumento, quizá en la primera mitad se lo toma algo con calma, pero cuando llegamos al primer enfrentamiento directo, avanza sin frenos. Las secuencias de acción son impresionantes. Las persecuciones, ya sean a pie por las calles de Hong Kong, por carretera, e incluso por tejados de guetos, no faltarán explosiones o tiroteos por calles llenas de vehículos e inocentes (ahí veremos clara la influencia de ‘Heat’), y unos combates de artes marciales increíbles.

Nicholas Tse shooting
Ngo (Nicholas Tse) no tiene piedad ni remordimientos en disparar en una calle atestada de gente inocente.

Pero detrás de todos los disparos, explosiones, y peleas, ‘Raging Fire’ también trata la brutalidad policial, el límite moral para salvar la vida de alguien, y la corrupción o traición. Aunque quizá hay cosas que son demasiado blancas y negras, y algo de moralina detrás.

Un cara a cara de artes marciales

Las peleas son espectaculares. Sobre todo, los enfrentamientos entre Donnie Yen y Nicholas Tse. Todas las escenas de artes marciales han sido coreografiadas y preparadas por el propio Donnie Yen. Donde se nota la marca de la casa del cine de Hong Kong, donde el coreógrafo está casi al mismo nivel en la dirección como el propio director, ya sea durante el rodaje de las secuencias de acción, como en el montaje. Algo que en Hong Kong se lleva haciendo desde más de 50 años.

Fight scene with Donnie Yen in Raging Fire.
Las escenas de artes marciales han sido preparadas y coreografiadas por el propio Donnie Yen.

A destacar el enfrentamiento final en la iglesia. Una pelea de artes marciales impresionantes, con cuchillos, barras de hierro, y puños y patadas. Este último enfrentamiento casi recuerda al de Donnie Yen y Wu Jing en ‘SPL: Duelo de dragones (Wilson Yip, 2005). La película se mueve por el cine de acción clásico de Hong Kong, con algunos modos del “heroic bloodshed”, y el cine de acción contemporáneo. Benny Chan nos ha dejado una maravilla del género.

Donnie Yen (‘Ip Man’, ‘SPL’, ‘Rogue One’) interpreta al oficial Cheung, un policía incorruptible y honrado, pero que no está muy de acuerdo con algunas reglas, y la corrupción que se encuentra en sus superiores. Como siempre, Donnie Yen rezuma carisma cada vez que sale y, aunque sepamos que no todas las escenas las haga él, impresionante su trabajo físico en las escenas de acción.

Raging Fire (Benny Chan, 2021) Nicholas Tse and Donnie Yen
Donnie Yen y Nicholas Tse son dos ases del cine de acción y de las artes marciales. Sus peleas es espectacular.

El actor Nicholas Tse (‘The Stool Pigeon’, ‘New Police Story’, ‘Beast Stalker’) está genial como el criminal Ngo. La sed de venganza y odio de este ex-policía al que los suyos le abandonaron en un juicio, le ha convertido en alguien violento, cínico y sin piedad. El propio Nicholas Tse se inspiró en el Joker de Heath Ledger. Algo que veremos en alguna escena.

El resto del reparto cumple, pero no hay profundidad en gran parte de los personajes secundarios. Son algo “randoms”, y casi ni te importa lo que les ocurra, convirtiendo la película en un enfrentamiento entre los personajes de Donnie Yen y Nicholas Tse.

Conclusión

VALORACIÓN: 8,5

Benny Chan tiene películas magníficas en su filmografía, y ‘Raging Fire’ merece estar entre ellas, más allá que haya sido su última película. Es un gran thriller de acción, con geniales secuencias de acción, y que además cuenta dos de los grandes actores de este género, como son Donnie Yen y Nicholas Tse, en un cara a cara impresionante. Alucinaréis.

Ficha técnica

  • Título original: Nou fo
  • Año: 2021
  • Duración: 121 min.
  • País: Hong Kong
  • Director: Benny Chan
  • Guión: Benny Chan
  • Reparto: Donnie Yen, Nicholas Tse, Jeana Ho, Ray Lui, Ben Lam, Patrick Tam
  • Música: Nicolas Errèra
  • Fotografía: Edmond Fung

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: