Riky-Oh (Historia de Ricky, 1991)

Riky-Oh (Historia de Ricky, 1991)

Hay películas que te dices “Es mala a rabiar, pero cuando lo piensas un poco más, y te das cuenta que has disfrutado cada uno de sus minutos y momentos y que además te daba lo que se ofrecía, pues posiblemente no era tan mala. Al menos fuera de los patrones normales. ‘Historia de RickyoRiky-Oh (Lam Nai-Choi, 1991), cumple de sobra todo esto y más. Litros de sangre y gore, hostias como panes, sobreactuaciones que rozan el ridículo, efectos que sonrojan a la serie B, una historia interesante y llena de agujeros, y llena de diversión a raudales con momentos inolvidables. En esta entrada encontraréis algunas imágenes bastante gore de la película.

Riky-Oh: La historia de Ricky

«En 2001, Ricky es enviado por error a una cárcel futurista. Allí, no puede controlar su ira ante el cruel trato que los presos reciben de Cobra, un malvado guardián cuyos compinches son los peores elementos de la prisión. Cuando Ricky empieza a investigar, sus amigos aparecen muertos tras haber sido apaleados y torturados.»

Riky-Oh (The Story of Ricky( in the Jail
El detector de metales indica que Ricky lleva algo metálico. Las balas que le dispararon siguen en su cuerpo como recuerdo. Ricky, eres el mejor.

Riky-Oh’ adapta el manga de Masahiko Takajo y Saruwatari Tetsuya. Ambas transcurren en un futuro distópico y pre-apocalíptico, pero las razones de por qué Ricky está en la cárcel repartiendo de lo lindo, son bastantes diferentes. Hay que reconocer que cuando se ven las imágenes en la película, son claramente viñetas de un manga. Eso sí, para lo bueno y lo malo.

Aunque ya me habían advertido, la primera vez que la vi creía que me encontraría algún tipo de thriller carcelario de acción y artes marciales. Lo que no sabía que me iba a encontrar tal festín de sangre, gore, y hostias como panes que podían arrancar cabezas o que saliera un ojo volando. Hay cierto parecido a ‘El Puño de la Estrella del Norteen este tipo de peleas y violencia, incluso Ricky tiene unas cicatrices parecidas a las Kenshiro. El manga casi podría ser una precuela de ‘El Puño de las Estrella del Norte‘, ya que se una distopía en un mundo a punto de colapsar por el calentamiento global.

Escena gore de 'Historia de Ricky Rick Oh'
En esa prisión hay que tener cuidado con que te aplaudan en la cara.

Hay algunos “agujeros de guión”, que se deben a partes que no se usaron del manga, quedando algunas cosas demasiado al aire, y dejándonos que no habría una continuación. La explicación de por qué Ricky se deja pillar por la policía hace algo de aguas.

Veremos como en esta cárcel sin ley, Ricky tendrá que sobrevivir gracias a su entrenamiento de artes marciales chungas contra todo tipo de criminales y oponentes. 

Ricky  fighting (Ricky-Oh)
¿Podrá la fuerza sobrehumana de Ricky vencer a los enemigos y oponentes que se encuentre en esa prisión infernal?

El nivel de violencia y locura en las peleas va en aumento. Desde atravesar con el puño un estómago, pegar collejas y que se caiga un ojo, tortazos que sólo te dejan la mandíbula, y demás mutilaciones. Estamos hablando de una de las primeras películas de Hong Kong en obtener la calificación de Categoría III (o CAT III), para +18 años, así que veremos litros de sangre con extrema violencia. Y aunque parezca mentira, esta película la usaron como referencia médica para usos anatómicos en una Universidad estadounidense. Bueno… mejor no ponerte enfermo en Baltimore.

Los efectos especiales sí que son para estudiar, porque madre mía… Aunque mucha gente tenemos claro que esos efectos son parte del encanto de ‘Riky-Oh’. Los maniquíes se ven sin ningún problema cuando atraviesan caras, arrancan ojos, o en la escena más “dramática” de la película, cuando muere la novia de Ricky tirándose de una azotea. Allí vemos claramente que es un muñeco de trapo que han lanzado sin ganas por la ventana. Inolvidable.

Gore Scene 'Riky Oh'
Pues sí, Ricky sabe defenderse de sobra. El gore de la película es impresionante.

Y es que la película es inolvidable. La he visto dos veces, con una diferencia de más de 20 años, y me acordaba de todas y cada una de las escenas. Ya fueran cutres, o maravillosamente cutres. 

El héroe que todos necesitamos

Aunque ‘Riky-Oh’ puede parecer muy cutre (soy generoso con «parecer»), ya sea por las actuaciones, o los medios y el presupuesto que había, todo esto no quita que la película tenga un ritmo perfecto más allá de la acción. Los flashbacks de la vida de Ricky, su entrenamiento, y la desgracia que le ocurre a su novia, se intercalan perfectamente con las peleas y combates de la prisión. Consiguiendo entender a Ricky, las acciones que hace, su bondad, y que no aburra en ningún momento. Una película de artes marciales de género fantástico, que se mezcla con el thriller y drama carcelario. En su género, estilo, y categoría, es de las grandes, sin ninguna duda.

Entrenamiento 'Riky-Oh: Historia de Ricky'
A través de flashbacks veremos el entrenamiento de Ricky y cómo llegó a la cárcel.

El actor Fan Siu-Wong no sabía que se iba a encontrar este tipo de película tan violenta cuando aceptó el papel. Como actor es bastante regulero, aunque sí que es un artista marcial que tenía una gran trayectoria. Aquí no se aprecia mucho, pero podemos ver sus habilidades de artes marciales en secuencias de acción de películas como ‘Kung Fu Jungle’ o la trilogía de ‘Ip Man’, todas junto al gran Donnie Yen (‘Raging Fire’, ‘SPL’, ‘John Wick 4’).

Su actuación refleja muy bien a Ricky, que es un héroe demasiado bueno e inocente. Intenta salvar a todos los que puede, y también perdonar a la mayoría de los presos que han ido contra él. Al pobre incluso le engaña un enemigo al que acaba de vencer, para que se acerque y así poder ahorcarle con sus propios intestinos. Maravilloso. 

Pero ojo, que gran parte de estas salvajadas de peleas y combates están sacados casi viñeta a viñeta del manga. Me parece perfecto que arriesgaran tanto en hacer una adaptación visual tan “perfecta”. Saliera como les saliera.

Riky-Oh manga.
Una escena del manga de Riky-Oh. Muchas de ellas están calcadas en la película. Una maravilla.

El resto del reparto está a la altura, sí. Nos encontramos todo tipo de personajes para que se enfrente Ricky. Guardias de la prisión, presos de diferentes categorías, grupos de luchadores expertos que te desmembran con un hilo, o te aplauden en la cabeza de la manera más salvaje. También un niño odioso, y su padre que se toma una pastillas anti-Hulk. También habrá algún desgraciado que se hará amigo de Ricky, y así poder dar algo más de dramatismo cuando acaben con él de la forma más despiadada y salvaje. Da la impresión que en esa prisión sólo hay cinco presos más, pero ya veremos que al menos hay treinta extras. Aunque todos hacen los mismos movimientos, y que viendo como actúan, vemos la razón por la que los encerraron en la cárcel.

Conclusión

Riky-Oh’ es una delicia del cine de artes marciales y gore de serie B que todo el mundo debería ver una vez. Cada una de las secuencias de peleas es una maravilla, y no por las coreografías. Estás siempre deseando saber con que nueva salvajada te puede sorprender. 

Eso no quita que sea cutre en muchas cosas, pero todo lo bueno que tiene, esconde los fallos que vas a encontrar. Y eso es lo que la hace única. Además, con las risas que te puedes pegar, la sangre y el gore no se hace tan desagradable. Y, por cierto, con tus amistades la vas a disfrutar mucho más.

Ficha técnica

  • Título original: Lik Wong (Riki-Oh: The Story of Ricky)
  • Año: 1991
  • Duración: 91 min.
  • País: Hong Kong
  • Director: Lam Nai-Choi
  • Guión: Lam Nai-Choi (Basado en el manga de Masahiko Takajo y Saruwatari Tetsuya)
  • Reparto: Fan Siu-Wong, Fan Mei-Sheng, William Ho, Yakari Oshima.
  • Música: Phillip Chan
  • Fotografía: Hoi-man Mak

Deja un comentario